En esta lista
Agricultura | GNL | Petróleo | Transporte marítimo

El huracán Ida agita los mercados mundiales del transporte marítimo

Transporte marítimo

Platts Dirty Tankerwire

El huracán Ida agita los mercados mundiales del transporte marítimo

Lo más destacado

Pospuestos envíos de nafta, cereales y GNL

Posible aumento de los flujos comerciales de combustible de aviación

El flete de petroleros de productos ligeros se mantiene

Los mercados mundiales del transporte marítimo han sufrido grandes alteraciones después de que el huracán Ida tocara tierra a lo largo de la costa del golfo de Estados Unidos el 29 de agosto. Los envíos de mercancías desde el GNL y el nafta hasta los cereales y el gasóleo se están retrasando, y las operaciones de las refinerías se han suspendido temporalmente, indicaron participantes del mercado el 31 de agosto.

¿No está registrado?

Reciba alertas diarias y avisos para suscriptores por correo electrónico; personalice su experiencia.

Registro

Los planes de carga de cargueros de GNL, petroleros de productos ligeros y graneleros se han retrasado y hay incertidumbre sobre los horarios revisados y las fechas de carga definitivas debido a que algunas de las terminales de atraque han sufrido graves daños.

"Existe una oportunidad de arbitraje para la circulación de combustible de aviación de Asia a Estados Unidos y Europa con fecha de carga a principios del mes que viene", informó un bróker de petroleros de productos ligeros.

Recientemente ha habido noticias de la contratación de como mínimo ocho LR2 para cargar combustible de aviación en las rutas del norte de Asia y Europa en la primera quincena de septiembre, y algunos de ellos tienen opciones para la entrega en Singapur y también para la costa Atlántica de Estados Unidos, según el bróker. Los LR2 suelen transportar cargamentos de 75.000-90.000 toneladas, y no todos los puertos pueden dar cabida a buques de esta envergadura.

Los participantes del mercado señalan que, aunque no todos estos envíos tienen los Estados Unidos como destino, cualquier retraso en la reanudación de las operaciones normales de refinería en la costa del golfo de Estados Unidos se traducirá en un aumento de la demanda de transporte marítimo transpacífico y transatlántico. También se espera que los envíos de gasolina desde Europa a Estados Unidos sirvan de apoyo a las tarifas de los petroleros de rango medio.

"Todo depende de la rapidez con la que se reanuden las operaciones de refino de Estados Unidos", argumentó otra fuente del sector del flete. Aproximadamente el 75% de la capacidad de refino de Luisiana y casi el 95% de la producción de petróleo en alta mar en el Golfo de México seguía desactivada a día 30 de agosto. El huracán ha causado muertos y heridos, y la suspensión de una capacidad equivalente a aproximadamente 1,9 millones de barriles diarios de capacidad de refino en Luisiana.

"Todos los envíos [de materias primas] hacia y desde el golfo de Estados Unidos se han retrasado", explicó un bróker de petroleros del norte de Asia. La región es uno de los principales importadores de nafta de los Estados Unidos y quizá busque otras fuentes de las que obtener su mercancía a corto plazo.

Contenido relacionado:

Operadores: El huracán Ida no ha afectado a las actividades de carga de GLP estadounidense para Asia

El mercado siderúrgico estadounidense, atento a los problemas logísticos tras el huracán Ida

METI: El huracán podría causar retrasos en los envíos de GNL de Estados Unidos a Japón

Hace unas semanas, las tarifas de los petroleros de productos ligeros de Asia en varias rutas clave alcanzaron el nivel más alto de este año, y la catástrofe natural ha llegado en un momento en que las ganancias habían comenzado a disminuir.

Debido a que algunas cargas de GNL en los Estados Unidos se han pospuesto, cabe la posibilidad de que se ofrezcan más barcos para realquilar, lo que ejercería presión sobre las tarifas a corto plazo, según un ejecutivo de una empresa de corretaje internacional de GNL.

La producción en la mayoría de las terminales de GNL de Estados Unidos, como Cameron y Sabine Pass, ha continuado de forma normal a pesar de la tormenta, pero no cabe duda de que algunos envíos se retrasarán, afirmaron las fuentes.

Según fuentes del mercado de carga seca, las cargas de cereales en las principales terminales de Luisiana han sufrido graves alteraciones. Múltiples informaciones indicaron que un montacargas de exportación de cereales de Cargill ha sufrido daños considerables.

El huracán Ida tocó tierra el 29 de agosto y, tras perder fuerza, es ya una depresión tropical, pero todavía se están tomando medidas de gran envergadura para devolver la normalidad logística a los envíos de productos básicos.